Marketing político fuera de control

Pensar que se gastan millones de pesos en las campañas de marketing para posicionar a los candidatos entre los votantes. Ya no hay que decir que las campañas se reducen a frases positivas pero sin posibilidad de relacionarlas con algo de la realidad.
¡Ni siquiera hablamos de tener propuestas! Ya nadie sabe cuáles son los programas de los diferentes partidos políticos.
Pero esto es el colmo del descuido:




Fotos publicadas en Twitter por

Feliz día amigos

Amigo es una palabra muy interesante. Hay diferentes opiniones sobre el origen del que se derivó nuestro actual vocablo. Deriva de la palabra latina "amicus". En una primera hipótesis es el que va conmigo (ad me cum), el que está a mi lado. Y es fantástico entender que quién es amigo está cerca, dándonos apoyo, codo a codo. Lo mismo, ser amigo es ser de manera activa para alguien a quien amamos.
Y, justamente, otra versión dice que es muy probable que derive de la palabra amore, que creo, no tiene necesidad de ser explicada.
Otra explicación es que está compuesta por dos palabras animi (alma) y custos (guardián/custodia), o sea, que es el que es guarda o custodia del alma. Si fuera así, es una bella metáfora que nos llega hasta lo profundo de nuestro ser, animándonos a ser (nuevamente) agentes activos, dinámicos de nuestra relación con los otros.


Es verdad, el día del amigo se celebra por la llegada del hombre a la luna, lo cual nos da una dimensión bastante impresionante de lo que es estar en un puntito indefenso del universo, y que desde lejos no se ven las diferencias que nos separan. Se me hace que decir amigo porque podemos estar unidos en nuestro mundo es un poco naif, poco realista, y hasta abstracto si se quiere. Porque si se abarca a todos, corremos el riesgo de que no abarque a nadie.
Prefiero pensar en los amigos concretos, en los que estamos o estuvimos cerca. Los de carne y hueso, que tienen cara, palabras de aliento, calor de abrazo.
¿Se puede ser amigo a la distancia? ¿Se puede ser amigo sin vernos seguido? Lamentablemente sí. Y digo "lamentablemente" porque quisiera tener a mis amigos a mi lado todo el tiempo. Pero no es posible.
De cualquier manera, ser amigo es tener un lazo del alma que nos une infinitamente de corazón a corazón, de modo que la química se mantiene a pesar de las circunstancias y las distancias.

A todos los saludo con la letra de una canción que escuchaba de chico

Contigo, amigo (Toquinho)

Amigo mío, yo no me canso de hablar contigo

y aunque mi voz enmudezca tú sabes lo que te digo.

Ambos sabemos que en este mundo nosotros no estaremos solos

pues seremos siempre amigos tú y yo.

Contigo, amigo, se hace muy corto un largo paseo,

y si discutimos ninguno se quiere dar por vencido.

Y aunque los dos digamos disparates, eso es punto aparte,

porque luego cederemos tú y yo.

Ver como pasan los años y cambia la vida alrededor de los dos,

y recordar los amigos que fueron en busca de algo mejor.

Todos, si quiere el destino, en torno a un buen vino nos veremos un día

y nos contaremos qué tal nos trata la vida.

Amigo mío, cuando cuando tú sufres sufro contigo

y tus silencios y tus tristezas son algo mío.

Deja tus dudas fuera, tu amargura

la amistad poerdura,

aunque aveces discutamos sin razón.

Ver cómo cambia la gente y cómo cambiamos nosotros también

cómo gira la tierra y se hizo mujer esa niña de ayer.

verás que estaremos contentos, que los viejos tiempos son siempre mejores

y brindaremos por nuestra juventud.

Cuando contemos lo que hoy nos cuentan nuestros abuelos,

cuando nos queden solo unos pocos bellos recuerdos,

y en una casa grande frente a frente, con el mar delante,

será hermoso estar charlando tú y yo.

A todos los que tenemos lazos, a los que nos custodiamos el alma, los que de alguna manera mantenemos un vínculo de hermandad, compañerismo o complicidad ¡feliz día!

Darío
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...